fbpx Saltar al contenido principal

Diez mandamientos para ganar reputación.

He oído muchas veces en boca de otros tantos profesionales la manida frase «Que se hable de mi, aunque se hable mal». Este ejercicio -poco acertado desde mi punto de vista- es el que practican algunos con parca dignidad personal y mucha menos eficacia profesional.

Quienes hacen suya esa máxima son muy conscientes de que ante su escasez de recursos profesionales, no hay otra forma de despertar interés si no por el morbo que provoca ser vocinglero, extravagante y excéntrico en el plano profesional y un chabacano y vulgar individuo en lo que afecta a lo personal. El equilibrio en esas circunstancias es muy inestable aunque circunstancialmente sea rentable. Quien actúa de esta manera puede disfrutar del éxito momentáneo que siempre será impulsado por otros de su misma condición, desesperados ante el éxito del que disfrutan quienes sí tienen una meta en el horizonte y nunca se aferran al  corto plazo. Ese impulso fugaz, circunstancial y momentáneo del «que se hable mal de mi……» se convertirá en un pesado lastre que hundirá a quien se aferró a la idea de convertirse en objeto de deseo a cualquier precio.

Por el contrario, quien tiene objetivos profesionales a medio/largo plazo, no tiene más remedio que comenzar a dar pedales durante mucho tiempo y desde el inicio en su carrera profesional. Solo con el esfuerzo personal, moderación de discurso, elegancia de conducta y la práctica profesional certera y dilatada en el tiempo se alcanza el verdadero éxito y se gana en reputación.

Un aspecto muy importante en el prestigio y la imagen profesional es que construir una reputación lleva muchísimo tiempo y para perderla solo hacen falta unos segundos. Por este motivo quien finaliza su vida profesional con reputación no es solo un buen profesional sino «EL PROFESIONAL» que es ejemplo para generaciones.

En un mundo en el que la información tiene un carácter inmediato y una validez temporal corta quien mantiene una opinión pública positiva y prolongada respecto de sus actuaciones profesionales es un crack, un líder. Y la verdad, son muy pocos los elegidos para ese tipo de gloria. Para estos casos no son suficientes los mejores expertos en mercadotécnia ni comunicación. El prestigio es una vocación, un estilo de vida que nace de la persona y que solo es mantenido por la persona.

Finalmente, para ganar reputación, anota estos diez mandamientos.

  1. Cuida tu apariencia. En gran medida, eres lo que pareces.
  2. Mantén tu vida privada a salvo de indiscreciones. Si hablas de lo privado, restas interés a lo profesional.
  3. Evita la sobre exposición a la opinión pública. Aunque tus éxitos se sucedan todos los días, distancia su difusión. «Lo poco gusta, lo mucho cansa»
  4. Muestra cercano y colaborador. No importa quien te pida ayuda. Acércate a quien demanda auxilio.
  5. No esperes, de inmediato, nada a cambio de quien demanda tu asistencia. Finalmente, siempre tendrás a un deudor esperando a devolverte el favor.
  6. Mantente cerca a quienes no te aprecien. Así podrás saber qué murmuran sobre ti.
  7. Mantente indiferente ante quien pretende ofenderte. Quien entra en ese juego siempre sale perdiendo…y da igual que tenga -o no- razón.
  8. Cría fama pero no te eches a dormir. Mantente siempre alerta. Todos te ven, te escuchan y te juzgan.
  9. Recuerda que es importante lo que dices pero también lo es cómo lo dices, dónde y a quién lo dices.
  10. Sé tú mismo. Evita copiar. Solo el que es diferente de la masa alcanza sus objetivos y el éxito.

Espero que te sirva de ayuda.

© Juan de Dios Orozco López

Recibe las entradas del blog en tu email

Introduce tu email para recibir semanalmente en tu correo electrónico los artículos nuevo publicados en el blog.

También te puede interesar...

7 comentarios

  • Montse
    07/03/2020 a las 11:36

    Gracias muy instructivo.
    Creo que sirve para aplicar en todo momento de la vida,aunque no tengas una empresa o negocio.
    Un saludo
    Montse

  • 07/03/2020 a las 12:20

    Gracias a ti Montse por leerme.
    Saludos cordiales.
    JDD Orozco.

  • Julián Hernández Gómez
    07/03/2020 a las 12:26

    Muchas gracias por este post magistral.

  • 07/03/2020 a las 13:52

    Gracias Julián.
    JDD Orozco.

  • 07/03/2020 a las 14:14

    Sabios consejos.

  • 07/03/2020 a las 14:20

    Gracias Pilar. Saludos cordiales.
    JDD Orozco.

Deja tu comentario

Tu dirección de correo electrónico no será pública.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.